Facebook Twitter Google +1     Admin

ANGELITA ALBIÑANA.

La vida es una fuente constante de revelaciones. Angelita Albiñana ha recuperado de golpe, como en una película vertiginosa de la memoria, los mejores recuerdos de su padre, el arquitecto Francisco Albiñana (Zaragoza, 1882-1936). La doble exposición en el Centro Mercantil y en el Colegio de Arquitectos, que se prorroga hasta el cuatro de febrero, ha sido como un agasajo inefable y una victoria contra el olvido. Esa mujer, elegante y octogenaria, ha recuperado viejas emociones, recuerdos que había arrumbado en su estricta intimidad mientras repasaba el álbum de familia. Su padre la llevó alguna vez a reuniones de la UGT o en ese coche Avion Voissin, que pintó de verde; la adolescente le advirtió que cualquier día los animales del campo iban a pensar que era algo comestible. Y fue testigo de excepción de una experiencia familiar dolorosa, que sólo mitigó la bondad y el sentido liberal del arquitecto: Francisco Albiñana, socialista próximo a Indalecio Prieto y masón de la logia Constancia, vio como su hijo, tras hacer el servicio militar como voluntario en Madrid, se alistaba en Falange. Su padre, lejos de disuadirlo, le calzó las espuelas, lo abrazó efusivamente y le dijo: “Aunque es posible que nos encontremos frente a frente, cumple con tu deber en todo momento”. Más tarde, en la hora más amarga de su existencia tal vez, el 2 de octubre de 1936, Angelita fue a visitar a su padre a la cárcel de la calle Ponzano, sin sospechar que aquella era la despedida. Y supo que el hombre que iba a ser fusilado al día siguiente en Valdespartera (bromeó acerca de la falsa ejecución de “Tosca”), les dijo a sus verdugos: “No me disparéis a la cara que mi hija nunca ha visto un cadáver y no me gustaría que me recordase con la cara deformada”. Al día siguiente, o quizá el mismo del adiós inesperado, lo vio con un disparo en la frente y una tímida, “triste” sonrisa en la boca. Las lecciones del tiempo le han corroborado lo que siempre había intuido: aquel arquitecto, concejal del Ayuntamiento de Zaragoza, Legión de Honor de Francia y lector entusiasta de Tolstoi, había sido determinante para entender el crecimiento y la modernidad de Zaragoza.

El programa "El Paseo" de RTVA emite el martes, a las 22 horas, un monográfico sobre la vida y la obra del arquitecto Francisco Albiñana. Intervienen los arquitectos Carlos Buil, José Antonio Lorente y Teófilo Martín, el historiador Jesús Martínez Verón y Ángela Albiñana, que tiene momentos de gran emotividad. Se proyectan imágenes de la vida del arquitecto socialista y masón, fusilado en Valdespartera el 3 de octubre de 1936, y distintas imágenes de sus edificios.
22/01/2005 19:37 Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: lau

Me gustaría que la familia de Francisco Albiñana sepa que se va a inaugurar un monolito en memoria de los fusilados en Valdespartera. Será el sábado 10 de abril a las 12 h en la plaza Nanuk el esquimal del barrio zaragozano.

Fecha: 08/04/2010 11:43.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris