Facebook Twitter Google +1     Admin

DOLAN MOR: UN POEMA EN CLAVE IRÓNICA ¿O NO?

Ahora la poesía…

 

Ahora la poesía no menciona los sauces a orillas

de la alberca, ni escribe cisne o dalia al pie de un cardenillo,]

sólo habla de McDonalds, drogas, viajes a Europa,

la práctica promiscua del sexo en los hoteles.

No está bien ser poeta si no fumas cannabis,

si no besas a un perro en su esfera de muerte.

Sólo se necesita un coche en la cartera, un anillo

en la oreja, un polvo en la nariz. No importa

si eres hembra o macho en tus costumbres

siempre que un vibrador descanse en tu bolsillo

cual pez de silicona bajo un lago de escarcha.                          

No debes olvidar las playas de nudismo o leer

a Bukowski en medio de un spa (aunque ignores

que Spa se llama un pueblo en Bélgica,

 o que salut per aquam proviene del latín).

 Lo importante es decir palabras en inglés e ignorar

 que Lezama vivió dentro de un mulo asmático y rapsoda.

 También que lleves gafas en medio de la noche,

 o que hagas como yo que me pongo una gorra

 hasta para ducharme en los meses de invierno.

 Un sello en el mercado, los enigmas del marketing

 en cada laberinto que construyen tus dedos

 mientras subes un día al tren, al ascensor que te lleve

 a ese suave destino que es el arte.

 Eso sí, nunca olvides borrar de tus poemas las hojas

 de los sauces o ir a un restaurante donde la carta ignore

 ese plato exquisito: el cisne de Darío

  (desplumado y enfermo) con la dalia en el pico.

 

[Este poema, aún inédito, es del poeta cubano, afincado en Zaragoza desde 1999, Dolan Mor y pertenece a Libro bipolar, que está a punto de aparecer. Dolan Mor acaba de ganar el Premio Internacional Barcarola de Poesía con La novia de Wittgenstein, que aparecerá publicado en la colección Los libros del tiempo de Siruela. Dolan Mor, el hombre que siempre lleva visera de marino en tierra, atraviesa un magnífico momento de creación: poeta más próximo a Pessoa que a Borges o Lezama, ha creado magníficos monólogos dramáticos con personajes inventados y máscaras. Sigo sin poder poner fotos; ayer fui a ciber y lo hizo. Telefónica me tiene minutos y minutos al teléfono, y me deja igual, aunque tengo asegurado el router y todo lo demás. Se han estropeado tres puertos de cuatro que tenía por las tormentas, probablemente.]

 

 

 

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: jl

me gusta! enhorabuena

Fecha: 19/12/2008 14:53.


gravatar.comAutor: Niggerman

Muy interesante poema éste.

Confieso que había leído poco de Dolan Mor, y que lo leído no me había entusiasmado: quizás porque venía arropado por el colegueo poco fiable de algunas amistades peligrosas, de los que a todo dicen OK.

Pero esta es, en verdad, una buena pieza. Enhorabuena.

Fecha: 20/12/2008 12:12.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris