Facebook Twitter Google +1     Admin

JOSÉ VERÓN Y LA POESÍA

20100827185712-verontr-c3-a1fico-20copia.jpg

'EL VIENTO Y LA PALABRA' DE JOSÉ VERÓN GORMAZ

 

El viernes, 3 de septiembre, viernes, en el Centro de Estudios Bilbilitanos, en el salón de actos de la UNED, José Verón Gormaz presentará su nuevo libro: ‘El viento y la palabra’, su último poemario. Tendrá por padrinos al poeta y profesor Alfredo Saldaña, y al escritor e historiador de la literatura Javier Barreiro, que es el autor del prólogo y un auténtico especialista en la obra literaria de José, al que ya ha dedicado otros estudios y prólogos. El acto contará, además, con la presencia de Raúl W. Fernández Moros y de María Aurora Lassa Gil. Presento aquí cuatro poemas del libro. La primera foto es de José Verón; las siguientes son de Robert Doisneau, Eugene W. Smith, de la película de Blake Edwards, de Mario Testino y Ansel Easton Adams.

 

 

Voces bajo la lluvia

 

Por las calles mojadas el camino se pierde.

Oigo un rumor lejano de voces que regresan

en el lento caer de la incesante lluvia,

y no encuentro en el aire ni gestos ni palabras,

sólo el eco vacío de mis pasos cansados

que buscan en la tarde humedecida                                       

las primeras nostalgias del otoño.

Nada, sino el pasado, va quedando detrás.

Delante de la bruma,

                            frente a húmedos destinos,

vuelvo a pensar los versos que iluminan

la oscura soledad de la memoria. 

 

La tarde sobre el valle

A Constantino Cavafis  y Juan Ramón Jiménez                                                                                                                                                                                                                                                                                           Que permanezca así.

Que esta luz recobrada sea eterna,

que este momento nunca se despierte:                                                        

en el abismo ciego de las horas,

ser un átomo humilde

de paz iluminada por la tarde,

partícula viviente cargada de esperanza,

instante eterno mío,                                                                            

aquí y ahora y siempre cuanto he sido.

 

Desayuno en Tiffany’s

 

Asoma el alba en el cristal dormido

con aliento de fríos resplandores.

Dentro de la mansión iluminada,

el  despertar se viste de preguntas,

de dudas inconcretas, de inquietudes…

No hay un punto de fuga en lontananza

ni un centro exacto que disponga

                                    el antes y el después.

Las palabras se esconden

en una taza de café sin rumbo.

                  

                      De vino y soledad

 

                        Tardío y sin memoria,

 

                        camino entre las viñas del otoño.

 

                        Cepas atormentadas ocultan un clamor,

 

                        el espanto que acecha, casi humano,

 

                        entre el cielo infinito y la tierra quemada.

 

                        Al sur de las raíces invisibles

 

                        hay otro mundo de oscuridad y limo,

 

                        de miedo y de tristezas compartidas.

 

Primavera en Trasmoz

 

Serpea el agua clara en la ladera.

 

La cima, que fue blanca, es pura luz.

 

                                  Inmóvil bajo el monte,

 

sediento y deslumbrado,

 

en mi nostalgia hay cierta certidumbre

 

de haber sido olvidado por esta primavera.

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: gonzalo villar

tras leer, quedé bastante distinto.

Fecha: 27/08/2010 20:33.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris